Una apuesta por la transparencia

Enrique Maya Miranda

Décadas atrás, el fundador de Ford Motor Company, el estadounidense Henry Ford, dejó escrito que “el verdadero progreso es el que pone la tecnología al alcance de todos”. Hoy en día, esa sentencia ha llegado a adquirir una dimensión desconocida para nuestras ciudades, y lo ha hecho, en parte, gracias al desarrollo de medidas inteligentes que nos están permitiendo transformar, modernizar y optimizar nuestros espacios de vida y trabajo a gran velocidad.

Pamplona, como integrante de la Red Española de Ciudades Inteligentes, lleva varios años desarrollando su Estrategia Smart City con una hoja de ruta clara y definida, en la que destaca la apuesta por tres materias: la administración electrónica y el gobierno abierto, la eficiencia energética y la movilidad sostenible. Y todo ello colocando en el centro de la gestión el servicio al ciudadano, intentando que cada cambio pueda producir una mejora sustancial en el día a día de las personas. 

El Ayuntamiento de Pamplona se ha volcado durante los últimos años en tener una administración más ágil, eficiente y transparente. En esta línea hemos creado una sede electrónica que permanece abierta las 24 horas del día, que apuesta por reducir los desplazamientos y el uso del papel, y que permite realizar 155 de los 227 servicios municipales. De esta manera, hemos podido agilizar todo tipo de gestiones, tanto en el ámbito de la contratación pública como en el de la tramitación de licencias o autorizaciones. 

Al mismo tiempo, esta manera de entender la administración nos está permitiendo fomentar la facturación electrónica entre nuestros proveedores –hoy en día recibimos más del 85% de las facturas en formato facturae y realizamos toda la tramitación hasta el abono de manera electrónica–, y apostar firmemente por la transparencia, con el portal Open Data en el que cualquier ciudadano puede seguir toda la información de contratos, convenios, presupuesto, importes facturados por proveedores o vehículos municipales.  

En paralelo, Pamplona está desarrollando una política energética eficiente, con toda su atención puesta en la reducción del consumo y en el ahorro económico. Así, gracias al nuevo contrato de mantenimiento y gestión de servicios energéticos, se ha podido reducir un 14,6% el consumo de energía de los edificios municipales entre 2011 y 2012; y se ha logrado disminuir un 40% el consumo del alumbrado público en tres años. 

Por otro lado, Pamplona viene realizando en la última década numerosos avances para convertirse en una ciudad 100% accesible. Hoy en día, todos los pasos de peatones están rebajados y nueve grupos de ascensores y rampas mecánicas mejoran y multiplican las posibilidades de desplazamiento dentro del entorno urbano, potenciando recorridos peatonales y ciclables en toda la ciudad y evitando la emisión anual de 140 toneladas de CO2 a la atmósfera. 

Estas iniciativas y muchas otras, como poder efectuar el pago de la zona azul con el teléfono móvil o poder ser avisado con un SMS ante posibles inundaciones o ante la retirada del vehículo por parte de la grúa, sitúan a Pamplona entre las ciudades españolas que mayores avances están dibujando gracias a las nuevas tecnologías. 

En este sentido, Pamplona, destacada en el último informe de la OCU como la ciudad con mejor calidad de vida de España, va a seguir aprovechando las herramientas actuales para avanzar en la construcción de una Ciudad Inteligente, que sepa responder a los retos actuales y mejorar el día a día de sus ciudadanos.   

Enrique Maya Miranda

Alcalde de Pamplona

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.