España participa en un proyecto europeo para que las ciudades alcancen la emisión cero de gases de efecto invernadero

España participa en un proyecto europeo para que las ciudades alcancen la emisión cero de gases de efecto invernadero

Smart City Cluster, único representante nacional junto a otros cinco países, en la iniciativa de la UE enfocada a disminuir el impacto climático en las pequeñas y medianas urbes del continente

Seis países de la Unión Europea (UE) están desarrollando el proyecto SMC NetZero con el objetivo de que las pequeñas y medianas ciudades cuenten con herramientas para avanzar en la emisión cero de gases de efecto invernadero a la atmósfera.

El único representante español, Smart City Cluster, la alianza de 230 entidades innovadoras enfocadas al desarrollo de las ciudades inteligentes, trabaja junto a otras asociaciones de Alemania, Croacia, Reino Unido, Irlanda y Dinamarca para que los territorios europeos sepan qué recursos sobre sostenibilidad tienen a su alcance, a qué instituciones se pueden dirigir, qué guías de buenas prácticas existen (con ejemplos concretos de ciudades que han conseguido hitos) y qué pymes cuentan con soluciones en el mercado útiles para reducir el impacto climático.

El director general de Smart City Cluster, Daniel González-Bootello, ha destacado la necesidad de implicarse es esta reducción, ya que economía española emitió casi 295 millones de toneladas de gases de efecto invernadero en 2021 (un 5,7% más que en 2020, según los últimos datos publicados por el INE). “El objetivo es encontrar vías para que las pequeñas ciudades se suban al carro de la sostenibilidad, ya que no siempre cuentan con los recursos cualificados y con las ayudas públicas necesarias”, ha indicado.

El citado proyecto, que tiene un plazo de ejecución de 18 meses de duración y un presupuesto de más de 400.000 euros, ha arrancado con un análisis de situación de partida en las distintas regiones de Europa y cuáles son las iniciativas continentales que existen sobre el asunto. Precisamente España ha diseñado la estrategia para el estudio regional con proyectos, buenas prácticas y herramientas existentes, además de 50 entrevistas a pymes y ciudades para detectar qué recursos hay en la UE sobre sostenibilidad. El documento con todas las conclusiones estará terminado a finales del mes de septiembre.

“Mientras que las ciudades de mayor población han tenido acceso a diversos programas y redes para acelerar su transición, las ciudades pequeñas o medianas a menudo se han quedado atrás. Por este motivo España se ha asociado con expertos de toda Europa para abordar específicamente este problema y proporcionarles los recursos que necesitan para descarbonizarse”, ha concluido González-Bootello.

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.