Ford y Domino’s ya experimentan con vehículos autónomos para repartir pizzas

Vehículo de conducción autónoma de Ford

Domino’s Pizza se ha aliado con Ford para estudiar la posibilidad de utilizar vehículos de conducción autónoma para el reparto de pizzas a domicilio. La multinacional de la alimentación está apostando en los últimos tiempos por la innovación y la tecnología a fin de mejorar la experiencia de reparto a sus usuarios.

Tras haber probado el reparto mediante robots (en Nueva Zelanda) ahora ha iniciado un período de pruebas en el que ambas marcas estudiarán las reacciones de los usuarios cuando interactúan con los vehículos de conducción autónoma. El objetivo de estas pruebas es conocer qué piensa la gente de esta modalidad de reparto. 

Russell Weiner, presidente de Domino’s EEUU, ha comentado que “la mayoría de nuestras dudas surgen alrededor de los últimos 15 metros de la experiencia de reparto. Por ejemplo, ¿cómo reaccionarán los usuarios al hecho de tener que salir fuera de casa para recoger su pedido? El objetivo de nuestras pruebas es que las entregas con vehículos autónomos sean un día lo más fluido y fácil posible para el usuario”.

Durante las próximas semanas, clientes de Domino’s en Ann Arbor (Michigan, Estados Unidos) elegidos al azar recibirán su pedido a domicilio en un Ford Fusion Híbrido Autónomo. Los usuarios recibirán un código único para recoger su pizza abriendo uno de los compartimentos del interior del vehículo.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.