Nueve sectores industriales, incluido el químico, apoyan la iniciativa

Nueve sectores industriales, incluido el químico, apoyan la iniciativa

La Alianza por la Competitividad de la Industria Española lanza su propuesta para la optimización de los procesos administrativos para impulsar la competitividad del sector

La Alianza por la Competitividad de la Industria Española ha presentado el Informe Optimización de los procesos administrativos como impulso al sector industrial, promovido por la Alianza y realizado por KPMG. El estudio, basado en una encuesta realizada en 145 empresas de 9 sectores industriales, pretende ofrecer una propuesta normativa para dotar a la industria de un mejor marco regulatorio a través de la simplificación de determinados trámites administrativos en materia ambiental y urbanística, sin mermar la seguridad y sostenibilidad de cada región y de sus ciudadanos.

Tras el análisis y las entrevistas realizadas a los responsables administrativos, jurídicos y/o técnicos de los diferentes subsectores industriales el informe concluye que las ineficiencias y dificultades de todos los procedimientos son muy similares en todos los sectores industriales analizados detectándose importantes gaps en los procedimientos administrativos que dificultan la competitividad y la transición hacia la Industria 4.0. El alcance de la propuesta se ha acotado a los procesos relacionados con cuestiones medioambientales y urbanísticas, aspectos en los que las empresas consultadas han identificado los principales obstáculos y retrasos  significativos que interfieren en su actividad, muy especialmente en trámites y licencias municipales como la licencia urbanística o la licencia de actividad.

Además, los procedimientos y filtros medioambientales constituyen una parte importante en las empresas del sector industria, donde la mayoría de proyectos, por la propia actividad, están sometidos a algunas autorizaciones específicas.

En este contexto y más allá de algunas particularidades, se han detectado los siguientes gaps e ineficiencias para obtener las licencias necesarias:

  1. Retrasos de las Administraciones a la hora de aportar resoluciones sobre los distintos trámites llegando a triplicar los plazos legales y dando como resultado hasta 2 años de espera para algunos casos.
  2. Diferencias entre requisitos y falta de armonización y homogeneidad en la presentación de la documentación en las distintas Administraciones Públicas del territorio español.
  3. Falta de coordinación interdepartamental y administrativa para proyectos, al no existir una figura que coordine las distintas Administraciones Públicas involucradas generando duplicidades en los trámites en algunos casos.
  4. Falta de digitalización, pese a la existencia de una sede electrónica, al no actuar como una plataforma integrada que permita realizar todos los trámites con las Administraciones Públicas implicadas.
  5. Inseguridad del funcionariado en la resolución de expedientes ante posibles denuncias, lo que motiva retrasos permanentes y la no adopción de resoluciones.
  6. Una clara situación de desventaja comparativa con la regulación de otros países europeos.

Además de un diagnóstico de situación, el informe incluye un análisis comparativo de iniciativas a nivel nacional e internacional así como una serie de propuestas de mejora para dotar a los procedimientos de  de agilidad y mayor eficiencia, preservando la seguridad jurídica y favoreciendo la participación ciudadana. Estas palancas para mejorar la situación se centran en:

  1. Reducir los plazos totales de resolución de trámites que habiliten la eficacia de las Administraciones Públicas y mejoren la puesta en marcha de las empresas.
  2. Dotar de una mayor seguridad para los funcionarios en la realización de su trabajo, mejorando así la confianza de los empleados públicos, la resolución de trámites en los plazos establecidos e impidiendo retrasos a causa de resoluciones no aprobadas.
  3. Una mayor homogenización de requisitos y facilitación de trámites a cumplir por parte de las empresas, reduciéndose de esta forma, las duplicidades en tramitaciones a realizar.
  4. El aprovechamiento de la tecnología para aumentar la transparencia, ahorrar tiempo en la búsqueda de información y evitar duplicidades entre Administraciones.
  5. Un mayor alineamiento y coherencia con las propuestas de la Comisión Europea en el ámbito de simplificación de procedimientos administrativos (p. ej. European Green Deal: reducción de los tiempos de tramitación de las autorizaciones, definición de plazos concretos para cada fase del proceso, introducción de la ventanilla única…)

El informe concluye que la industria española se encuentra en constante proceso de transformación con el propósito de consolidar su papel como eje fundamental de la economía y avanzar en su crecimiento. Y para ello, resulta imprescindible el apoyo de la Administración a la hora de facilitar los procedimientos para iniciar o modificar su actividad y que éstos sean cada vez más ágiles y eficientes, promoviendo así la competitividad del sector

Sobre la Alianza por la Competitividad de la Industria

La Alianza está constituida por ANFAC  (automoción), AOP (refino), ASPAPEL (papel), FEIQUE (química y farmacia), FIAB (alimentación y bebidas), OFICEMEN (cemento), PRIMIGEA (materias primas minerales), SERNAUTO (componentes de automoción) y UNESID (siderurgia).

La Alianza por la Competitividad de la Industria Española representa a los sectores industriales estratégicos para el desarrollo de la economía y el empleo en España, generando el 55% del Producto Industrial Bruto y 4 millones de empleos directos, indirectos e inducidos. Conjuntamente, las empresas de la Alianza realizan el 60% de las exportaciones industriales y el 60% de las inversiones en I+D+i.

Utilizamos cookies propias y de terceros para posibilitar y mejorar su experiencia de navegación por nuestra web. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.